Tulum.

Después del cenote vimos que aún era temprano y nos daba tiempo de hacer otra actividad, y sin saber nos subimos a un colectivo (En Playa del Carmen hay colectivos que te llevan a lugares ecoturísticos cerca y por un muy buen precio, además vas muy cómodo, y no meten a más de 12 personas por van) y le dijimos que si nos podía dejar en Tulum, y nos dijo que nos dejaba en el pueblo, y así fue, comimos al llegar al pueblo en el primer lugar que vimos, lo que no sabíamos bien era qué tan cerca o lejos quedaba la playa, y sí caminando era muchísimo, pero le preguntamos a un taxi cuánto nos cobraba de dónde estábamos a la playa de Tulum y fueron $120 MXN, que no estuvo mal entre 3 personas, nos dejó en la playa pública, ¡y qué olas!

Me encantó el mar ahí, lo único malo y que no me gustó es que había muchísimo sargazo pero de ahí en fuera estuvo excelente, el mar no es para nada tranquilo ahí, es como para ir a nadar y pelearte con alguna que otra ola que te agarre desprevenido.

Después de estar como media hora dentro del agua decidimos empezar a caminar, y habían desde cabañas súper hippies padrísimas hasta hoteles, caminamos aproximadamente 45 min en la playa, hasta llegar a una salida que nos llevaba a las ruinas, y de ahí podríamos tomar otro colectivo que nos llevara de regreso a Playa del Carmen.

Mientras caminábamos ni siquiera me importó que ya no tuviera mousse en el cabello, mi pancita luciera y que no tuviera maquillaje, ¡es de esas veces que te sientes demasiado feliz con tan poco! ✨

Photo Feb 27, 6 17 37 PM
En verdad me sentía como happy hippie.

Photo Feb 27, 6 17 05 PM

You may also like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *